Lecciones de la Pérdida

Life After Loss - Growth out of Grief.jp

Las pérdidas son parte de la vida –la parte más difícil- y estas comienzan temprano.El dolor tiene muchas caras y este golpea a todas las edades. Es imposible buscar una explicación para todas las terribles pérdidas. Ya sea que se trate de muerte, o invalidez ocasionada por un accidente, la pérdida de una propiedad, de una mascota de seguridad, de la salud, de amigo, o de trabajo. –Una pérdida puede parecer como si estuvieras siendo perseguido a un toro furioso y no tienes donde esconderte- Un autor escribió: “Dios marca algunos de nuestros días y estos ´tendrán una explicación más tarde´”1


¿Cómo enfrentas las pérdidas?Para aquellas personas que piensan que Dios no permitirá que pase nada malo a la gente que vive una vida correcta, sentimientos de traición y amargura puede renacer y finalmente destruir la fe y confianza en el poder de Dios. “En el mundo tendréis tribulación, pero confiad, Yo he vencido al mundo.”2

Tres formas en que Dios nos ayuda.John Claypool perdió a su hija de 10 años después de 2 años de batalla contra la leucemia. En Isaías 40:30-31 he encontrado tres formas en que Dios nos ayuda, “Aquellos que esperan en el Señor renovarán sus fuerzas: levantarán sus alas como las águilas, correrán y no se fatigarán, caminarán y no se cansarán”.


1 “Levantarás tus alas como las águilas.” Acá encontramos exuberancia y libertad. Este tipo de fortaleza es más grande que las largas y angustiosas noches de cuidado cuando atiendes a un niño enfermo.


2 “Correrás y no te fatigarás.” Acá encontramos la fortaleza a través de nuestras acciones para resolver los problemas y cumpliendo con nuestras responsabilidades. Pero en algunas situaciones, no hay nada que tú puedas hacer.


3 “Caminarán y no se cansarán.” “Esta puede sonar insignificante. ¿A quién le gustaría ser detenido al caminar y ser obligado a ir despacio, a tal grado que solo pueda avanzar pulgada a pulgada, casi sin poder llegar a su destino?

Esta es la única promesa que se ajusta a esta situación. En la obscuridad de la vida, cuando no puedes levantar el vuelo y no hay a donde correr, saber que existe la Ayuda que te proveerá la fortaleza y te habilitará “para caminar y no cansarte” es realmente una buena noticia.”3


Hay un final para el dolor.“El tiempo acá es casi como el invierno, pero el verano se acerca. ´Dios enjuagará toda lagrima de sus ojos; y no habrá más muerte, ni llanto, ni dolor: porque las cosas viejas pasaron.” Ap. 21:44


El sufrimiento es real, pero con el tiempo, el ánimo y aún la alegría pueden recobrarse.“Job, fiel hombre declaró en su día gris de aflicción, declaró: “mi alma escoge la muerte en lugar de la vida. Yo lo aborrezco. Pero pese al dolor de la vida, a Job no se le había permitido morir. A él le fue revelado las posibilidades del futuro y le fue dado el mensaje de esperanza: “Te olvidarás de tu miseria, y la recordarás como el agua que ya ha pasado…” Desde la profundidad del desaliento y melancolía Job se mantuvo aferrado en la perfecta confianza y misericordia y el poder salvador de Dios.”5  Sanar de los pesares no es fácil ni rápido, pero es posible. Confía en que tú puedes y serás sanado (a). Llegará el día en el que recordarás tu pérdida sin experimentar ese dolor agobiante.


La Biblia promete liberarnos de todas nuestras aflicciones, no solamente de algunas.6 Algunas liberaciones son milagrosas, como cuando los hijos de Israel cruzaron caminando el Mar Rojo en tierra seca mientras el Faraón los perseguía. Algunas liberaciones suceden en el tiempo preciso, tal como cuando el apóstol Pablo describió como él fue “descolgado del muro en un canasto por una ventana” para escapar del plan que hombres malos habían elaborado para destruirlo.7

También hay aquellas liberaciones que son misteriosas.Juan el Bautista no fue liberado de la prisión –él fue despiadadamente decapitado por un inescrupuloso rey. Pero él fue liberado. Él fue arrebatado de las manos de satanás, su ministerio fue aún más fortalecido por su muerte y él ahora duerme en la muerte hasta el día de la resurrección.8

Emergiendo desde el valle.Es a través del valle del sufrimiento que el ministerio de consolación nace en nuestros corazones. “En todas las aflicciones de la humanidad, Jesús es afligido.”9 Su amor abre el canal dentro de la herida y sufrida alma, y se convierte en el bálsamo para aquellos que sufren.” 10


Manténgase fuerte en el dolor.Nutrimento físico como espiritual es vital en tiempos de estrés. Acepta la ayuda de los demás o pida ayuda cuando la necesite, ya sea que se trate de ayuda para limpiar, salir de comprar o cargar las necesidades de otros miembros de la familia o necesidad de compañía. Toma tiempo para salir al aire libre y hacer ejercicio cada día. Mantenga frutas y vegetales frescos, granos integrales saludables y almendras. Evite ingerir cafeína, alcohol, bebidas gaseosas y tabaco. En lugar de esto, manténgase hidratado con agua pura y relajantes infusiones de hierbas.


Lección en la Pérdida.La experiencia del pesar o dolor por una pérdida puede afectar nuestra habilidad de participar en la vida. Este puede volvernos más agradecidos por lo que tenemos, mas sensitivos y más confiables. El curso del dolor puede ser seguido por insensibilidad, shock, sentimientos de angustia, ira, pérdida y vulnerabilidad. Toda persona que experimenta el dolor de una pérdida camina en este valle. Pero más allá de esto hay esperanza, significado, la promesa de vida eterna y ultimadamente una nueva tierra con no más dolor, ni lágrimas, ni pesares, ni sufrimiento.

Martin Lutero dijo entre quejas mientras sufría en el lecho de su muerte: “Estos pesares y problemas de acá son como el set de teclas de una impresora. Cuando las vemos, estas parecen que estuvieran al revés y no le encontramos sentido ni significado. Pero allá arriba, cuando Dios imprima el curso de nuestra vida entonces encontraremos el sentido espléndido de su lectura.”11


1 Morgan R. The Red Sea Rules, p. 90.

2 Juan 16:33.

3 C laypool J. Tracks of a Fellow Struggler, 36-38, paraphrased

4 White E. The Upward Look, p. 311.

5 I bid.

6 Salmo 34:17.

7 2 Corintios 11:33.

8 I Tes. 4:14-16.

9 Isaias 63:9.

10 White E. Christ Object Lessons, p. 143.

11 Cowman LB. Streams in the Desert, p. 93.


Visit us at LifestyleMatters.com for Lifestyle Matters books or other products; Balance Magazine, Balanced Living Tracts; or other exciting tools, resources, and information.

Or call: 1-866-624-5433

Sources